El periodo con menos accidentes en la minería

El objetivo de este año consiste en prevenir riesgos en la pequeña y media minería, un sector que se encuentra a la espera una reactivación.

Con una reducción del 33% en relación al 2016, se registró la cifra más baja de accidentes fatales desde hace 18 años, con 12 personas fallecidas como saldo. Esta información fue confirmada por Aurora Williams, ministra de Minería, quien dio a conocer las estadísticas del Balance Nacional de Accidentes Mineros de 2017. Asimismo, aprovechó para señalar que la meta a la aspiran es de cero fatalidades y esto genera nuevos desafíos, porque si las cifras bajan, es más difícil seguir reduciendo esas tasas.

De igual manera, Mario Pereira, director nacional de Sernageomin, destacó que el gobierno se ha enfocado en trabajar las cuatro causas principales que, en conjunto, representaron el 75% de los accidentes fatales del sector el año pasado:

  1. Caídas desde altura
  2. Caída de rocas
  3. Colisión de vehículos en movimiento
  4. Aprisionamiento de trabajadores

Con respecto a la frecuencia de los accidentes –fatales y no fatales- ha revelado una reducción sostenida desde 2013. En ese periodo el indicador era de 2,62, mientras que en 2017 fue de 1,6. Del total de accidentes fatales ocurridos el periodo pasado, ocho corresponden a la gran minería, dos a la pequeña minería y tres a la minería artesanal.

Además, Pereira agregó que durante el año pasado se trabajó en una campaña de prevención de accidentes y se editó el Reglamento de Seguridad Minera, que será publicado tras su aprobación y ratificación por parte de la Contraloría General de la República. En esa ocasión se indicó que, tras la muerte de 45 en 2010, hubo un cambio brusco en la industria y se empezó a trabajar en la prevención, lo que ayudó a reducir el índice de fatalidad y a fortalecer la productividad del sector. Al respecto, el jefe de Fiscalización y Seguridad Minera, Antonio Videka, indicó que “al haber menos accidentes, se producen menos paralizaciones en faenas y menos trauma en los equipos de trabajo”.

Para el presente año, el trabajo se está centrando en prevenir los riesgos en las pequeñas minerías donde habrá una mayor actividad sectorial, debido al aumento del precio de cobre que se traduciría en más operaciones y más trabajadores propensos a accidentes.

Por último, se detalló que se hará especial énfasis en la fiscalización de reportes de incidentes de alto potencial, es decir, aquellos accidentes que producen daños, mas no lesión de trabajadores, para hacer frente a todas las fuentes de posibles accidentes.

Fuente: Latino minería

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *



2020 Copyright MediaImpact. Todos los derechos reservados.